Al fin y al cabo, para eso investigamos ¿no? (By Ainhize, Jolien y Naroa)

Acabamos de finalizar la primera asignatura de la profundización de marketing y nos ha sido suficiente para ver que el marketing va mucho más allá y que abarca un campo mucho más amplio del que pensábamos. Hasta estos días no éramos conscientes de lo importante que es la parte numérica en esta rama así como el ser capaz de entender e interpretar los datos. Más incluso, cuando se trata de entender al elemento más importante de todos, los consumidores. Y es que sin datos reales ni estadísticas que comprueben lo que ellos piensan, sería casi imposible llegar a satisfacer sus necesidades como consumidores de cualquier producto o servicio.

Debemos confesar que cuando nos presentaron la asignatura no nos ilusionó especialmente. Nos parecía que iba a ser algo más alejado de la realidad y quizás no tan creativo como nos gustaría. No obstante, nuestra imagen hacia la asignatura empezó a cambiar según comenzamos a usar el programa SPSS.

El SPSS, ese programa estadístico para trabajar bases de datos inmensas, nos parecía algo muy complejo de usar al principio, pero a medida que empiezas a usarlo y probarlo, te das cuenta de que no es lo que parecía. La verdad es que, al principio, siendo un programa que nunca habíamos utilizado, nos resultaba extraño. Pero al final del curso te das cuenta de que acabas acostumbrándote a él y que resulta mucho menos complejo de lo que parecía. Se trata más de entender el porqué de usar un determinado método para investigar unos datos y otros para estudiar datos distintos. Teniendo eso claro, el programa es sencillo de usar, al menos hasta donde hemos llegado nosotros, ya que somos conscientes de que el SPSS da para mucho más.

El hecho de realizar nosotros mismos las encuestas para después hacer la investigación fue una manera de involucrarnos y sentir que las conclusiones que posteriormente íbamos a sacar tenían una base real y en la que habíamos participado. Por eso, nos gustaría destacar la importancia de aprender haciendo. Jugar con los datos nos ha permitido hacernos responsables del análisis, dueñas de las conclusiones y comprender de verdad la magia de los datos.

Es conocida la frase de Benjamin Franklin “Dime y lo olvido, enséñame y lo recuerdo, involúcrame y lo aprendo”.

Hemos disfrutado sacando conclusiones a partir de la base de datos. Es cierto que cuando los datos confirmaban nuestras hipótesis era más gratificante pero, en los casos en los que descubríamos que una variable no tenía impacto en otra tampoco nos veníamos abajo, porque, al fin y al cabo, para eso investigamos ¿no? ¡Darnos cuenta de que los hombres no son más fieles a una marca que las mujeres puede ser igual de útil para el marketing de una empresa que el confirmar que sí que lo son!. Darnos cuenta de que éramos capaces de sacar nuestras propias conclusiones a partir de la base de datos, nos ha permitido sentir de verdad el aprendizaje alcanzado en “Marketing Research”. Benjamin Franklin tenía mucha razón 😉

The following two tabs change content below.
Avatar

Ainhize Lekerika

Alumna de 4º de Administración y Dirección de Empresas, realizando la profundización en Marketing

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.