Una pequeña historia de piedras blancas

Pisapapeles

 

Con este pisapapeles queremos que recuerdes la colocación de la Primera Piedra del Deusto FabLab, ya que las piedras pertenecen a la propia obra y la base se cortó e imprimió con la máquina de corte láser, pero sobre todo queremos rescatar del olvido una antigua costumbre romana, según la cual ellos señalaban los días felices colocando una pequeña piedra blanca en la puerta de sus casas.[1]

Ahora queremos compartir con vosotros nuestra felicidad, porque el nacimiento del Deusto FabLab es un proyecto que nos ilusiona y porque también queremos que sea vuestra casa.

Marcelo Leslabay

Profesor de Diseño Industrial de la Facultad de Ingeniería, Universidad de Deusto.

@leslabay

www.leslabay.com

[1].“Don Quijote de La Mancha” , segunda página del Capítulo X, segunda parte, en la cita 35: Entre los romanos, la piedra blanca indicaba que el día había sido feliz; la negra, aciago. La costumbre se convirtió en frase hecha (véase II, 63, 1147)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *