1

¿Por qué es importante la propiedad intelectual en la actualidad?

Muchos de vosotros pensaréis que la propiedad intelectual no sirve ahora mismo (en la actualidad) para nada en absoluto. Bueno, si es así vuestro caso, voy a tratar de convenceros de lo contrario. Si por el contrario pensáis de ante mano que la propiedad intelectual es vital hoy en día, corroboraré  vuestro pensar y daré algunas pinceladas sobre el porqué es tan importante que quizás no conozcáis.

Lo primero de todo, ¿qué creéis que necesitan los países de hoy en día teniendo en cuenta que estamos en una crisis económica mundial? La respuesta es sencilla, ¿verdad?

Los países de hoy en día necesitan tener un desarrollo económico y social sostenible en el tiempo que les permita alcanzar unos mínimos para poder salir de una situación precaria provocada por la crisis. En eso estaremos de acuerdo al menos, ¿no?

Ahora os preguntaréis, ¿y qué tiene eso que ver con la dichosa propiedad intelectual? Bueno, mi deber durante este breve post va a ser el de conseguir que comprendáis la relación que hay entre la propiedad intelectual y las necesidades de hoy en día de cualquier país: conseguir un desarrollo económico y social sostenible en el tiempo.

innovaciones

Antes de continuar, lo primero que tenemos que saber es que la propiedad intelectual sirve para proteger la creación intelectual. Dicho esto, ¿sabéis alguno de vosotros qué es la creación intelectual?

La creación intelectual es aquello que puede implicar la solución de un problema técnico con cualidades funcionales más deseables, o desembocar en la creación de algo estéticamente agradable, con el objetivo de satisfacer una necesidad o deseo humano que puede ser utilitario, sensorial, social, cultural, mental, espiritual o religioso. Y, ¿de dónde viene?

La creación intelectual surge de los diferentes elementos que componen el intelecto humano. Estos elementos pueden llamarse iniciativa humana, ingenio, creatividad, inventiva, inspiración repentina, revelación o nueva visión de hechos observados, los que pueden o no ir acompañados de experimentación, pruebas y errores, conocimientos técnicos, trabajo de equipo, oficio, sensibilidad estética, etc. Estos elementos que sirven para añadir valor y «calidad de vida» son la base de la propiedad intelectual. Entonces, ¿cómo podemos motivar estos elementos para que se de lugar a la creación intelectual y así poder satisfacer las necesidades de casi todos los países en la actualidad?

Existen dos principales motivadores para ello. El primero, surge cuando hay una necesidad de mejorar la calidad de vida de las personas y en su conjunto de la sociedad mediante un producto o servicio de calidad. El segundo, es que la creación intelectual se vea protegida por una legislación de propiedad intelectual sólida que otorgue estabilidad y seguridad jurídica.

Con estos dos motivadores la creación intelectual toma una tendencia creciente y que va en aumento, y se produce un desarrollo económico y social sostenible en el tiempo; algo que, como ya hemos mencionado, es una de las necesidades de los países de hoy en día que se encuentran sumergidos en esa crisis económica que nos rodea.

Por eso, la propiedad intelectual es vital en la actualidad.