Las redes sociales: Nacimiento e influencia

Los comienzos del internet

Año 1960, Estados Unidos. El departamento de defensa de los Estados Unidos encarga la creación de ARPANET [1]: la primera red de computadoras. La finalidad de esta red era agilizar la comunicación entre las diferentes instituciones académicas y estatales del país. Las primeras pruebas no tuvieron los resultados deseados pues los mensajes intercambiados no llegaban debidamente: la mayoría llegaban desordenados o con letras ausentes que hacían que el mensaje fuera ilegible.

Más tarde, en los años 1970, con la creación del protocolo de transmisión de datos TCP/IP [2] la red comenzó a funcionar con mayor eficiencia. Este proyecto sería el primer paso de lo que en la actualidad conocemos como internet.

Mapa de la red ARPANET

Internet, a pesar de que hoy en día lo tomemos como algo ordinario y común, comenzó siendo una herramienta cara y complicada de operar, por ello su uso se limitaba principalmente a compartir información entre entidades estatales. No fue hasta la creación de los PC [3] y el World Wide Web [4] que su uso comenzó a popularizarse en la sociedad. El coste medianamente asequible del dispositivo junto a la información que ofrecía el WWW permitió al usuario poder acceder a una gran cantidad de información de manera sencilla y rápida, sin necesidad de moverse de su hogar.  

Esta revolución se introdujo poco más tarde en el mundo empresarial. Las empresas, viendo en la red un potencial enorme para vender sus productos, comenzaron a crear sus propias páginas web en donde el usuario podía adquirir o informarse sobre sus productos sin tener que trasladarse a una tienda física. Esto supuso un avance extraordinario pues habían encontrado una manera de aumentar su alcance y mejorar su visibilidad pudiendo llegar a usuarios a los que previamente no podían llegar.

La red social

La facilidad de la transmisión y acceso a información facilitó la creación de portales web en donde diferentes usuarios podían intercambiarse información y con ello crear nuevos vínculos entre ellos. Estas primitivas páginas de blog fueron el nacimiento de lo que comúnmente conocemos como redes sociales. Si tuviéramos que definir qué es una red social podríamos decir lo siguiente:

Una red social es una vía de comunicación online usada por usuarios para crear vínculos, comunidades y colectivos con los que poder compartir información, ideas y otro tipo de contenido variado.

Es importante recalcar la presencia del internet en este tipo de comunicación pues si no lo definiéramos como tal podríamos decir que las redes sociales comenzaron a popularizarse con la invención del telégrafo en el año 1836. 

Partiendo de esta definición se podría decir que la primera red social fue creada en 1997 bajo el nombre Six Degrees[5]

SixDegrees

Esta red social, llamada así por el concepto de ‘Seis grados de separación’ -idea que intenta probar que cualquier individuo en la Tierra está conectado a cualquier otro individuo del planeta a través de una cadena de conocidos que no tiene más de cinco intermediarios-, se basaba en un simple portal web en donde el usuario introducía una lista de amigos y podía comunicarse tanto con ellos como con otros usuarios conocidos de sus amigos. 

Página de login de SixDegrees

La página tomó popularidad y ayudó a la integración de este tipo de redes en la sociedad, pero no sería hasta más tarde cuando comenzaría el verdadero crecimiento de las redes sociales gracias a la creación de plataformas como LinkedIn y MySpace. [6]

LinkedIn, MySpace y Facebook

LinkedIn y MySpace fueron dos redes sociales creadas a partir del 2000 que propulsaron el boom de las redes sociales. Hasta entonces las redes sociales eran casi inexistentes y pocos usuarios se vieron atraídos. Fue entonces cuando LinkedIn y MySpace entraron en acción y consiguieron seducir a más usuarios gracias a la estética de sus interfaces y las variedad de funciones que permitían realizar.

El incremento en popularidad de estas redes fue aumentando hasta que se vio entorpecido cuando un nuevo competidor entró en el juego: Facebook.

Facebook, fundada en 2014, comenzó siendo un proyecto para conectar a los estudiantes de un campus y tuvo tanta fama que su alcance fue incrementando poco a poco hasta convertirse en el imperio que conocemos ahora. 

Evolución de usuarios de Facebook. Fuente: Facebook

Actualmente Facebook tiene aproximadamente 2.600 millones de usuarios [7], que constituyen el 80% de usuarios de internet. Su rápido ascenso a la fama mundial ha generado la creación de innumerables aplicaciones y plataformas que han ido modelando nuestro modelo de vida hasta llegar a tal punto que hoy en día se nos haría difícil imaginar un mundo en el que no dispusiéramos de redes sociales. 

El ascenso de Facebook y las redes sociales como Snapchat o Twitter, por ejemplo, han revolucionado la manera en la que socializamos, pues al usar diferentes métodos de comunicación -cómo puede ser multimedia en el caso de Instagram o texto en el caso de Twitter- los usuarios han podido crear diferentes maneras de comunicarse y crear vínculos.

Esta variedad en las redes sociales han contribuido enormemente a que cada vez haya más personas usándolas. No hay más que ver como ha aumentado la cantidad de usuarios en los últimos años para darse cuenta de la importancia que han cogido en nuestro día día.

 Usuarios de redes sociales en millones, en 2020. Fuentes: We are social / Hootsuite [8]

Redes Sociales en el mundo corporativo

De igual modo que las corporaciones vieron el potencial que tenía incorporarse a internet, observaron cómo las redes sociales podían darles ventaja sobre sus oponentes. 

Las ventajas de incorporar las redes sociales en una corporación son innegables: permiten monitorizar en tiempo real la opinión del público respecto a cierto producto, les ofrece la posibilidad de comunicarse más rápida y eficazmente con el usuario, entre otras muchas cosas.

A pesar de estos puntos positivos, las empresas deben tener especial precaución a la hora de introducirse en este mundo pues supone exponerse a una serie de riesgos que anteriormente no se tenían que tener en cuenta: posible intrusión o hackeo a través de una red, daños a la marca por un tweet erróneo, … 

Cada empresa debe ponderar todos estos puntos y decidir si realmente merece la pena invertir en las redes sociales o si por el contrario es mejor no correr el riesgo.

Las redes sociales han venido para quedarse

Solo hace falta vivir un día de una persona cualquiera para ver el gran impacto que han tenido no solo a la hora de comunicarnos con nuestros amigos, sino también a la hora de realizar nuestro trabajo, buscar información o incluso leer las noticias. Y si opinas diferente… ¡te reto a desconectarte por un mes y ver qué pasa.

Referencias




Pilotando sobre el camino

Como ya avisé en el post anterior, en este trataré de confeccionar una pequeña guía sobre si la empresa que esté pensando en hacer uso de drones debería de hacerlo o si significa un gasto innecesario que no supone ninguna ventaja competitiva. En un principio [1], el mercado de drones está creciendo incesantemente, y cuanto más crece una tecnología, más rentable y accesible se hace a las pequeñas empresas, una buena oportunidad para una startup que tenga en mente hacer el uso de drones, por ejemplo. 

Muchos negocios tratan de innovar introduciendo tecnologías nuevas con tal de ser el único y más innovador del sector, cosa que se supone que proporciona un valor alto a la empresa a ojos del consumidor y un alto nivel de competitividad respecto a las otras. Pero hay situaciones en las que hacer uso de ciertas tecnologías entraña riesgos, y en otras directamente no aporta ni el más remoto beneficio .En las siguientes líneas he remarcado unas cuantas cosas que deberían de tenerse en cuenta antes de lanzarse al mundo del pilotaje de drones.

Primero, hay que ver que tipo de empresa tenemos [2], ya que la facturación puede incidir en la decisión de adaptar el tamaño de la flota de drones que deberíamos adquirir. Según la clasificación de empresas por tamaño, el único problema incidente a parte del presupuesto es el número de empleados. En una microempresa, los empleados no pueden superar las 10 personas, por lo que probablemente el operador del dron tiene que ser parte de la plantilla actual, es decir, el piloto debería pertenecer a la plantilla de TI preferiblemente y con un número tan bajo de empleados, podría llevar a conflictos de productividad, y sobre todo a reducir los activos involucrados en los trabajos ajenos a los drones. Por otra parte, tanto una microempresa como una pequeña empresa, dependiendo del entorno en el que opera el dron, los accidentes están sujetos a grandes pérdidas debido al riesgo que puede suponer un accidente en un área crítica. La contratación de seguros, aunque sea obligatoria, puede no cubrir el desastre causado, y debido al dinero manejado por las empresas de menor tamaño, el riesgo es demasiado grande. Hay que destacar que las microempresas o algunas startups no tienen experiencia en el campo, por lo que empresas con una trayectoria más extensa tiende a un control mejor de la situación. Las medianas y grandes no están exentos de estos problemas, pero tienen además a su disposición un capital mayor y plantilla más adaptable por su tamaño para hacer frente a estos gastos y desajustes laborales.

Otra de las cosas que hay que evaluar antes de cualquier decisión, es el alcance del proyecto involucrado con el dron y la probabilidad de riesgos y la rentabilidad del uso de drones en dicho entorno. La empresa que haga uso de los drones debería hacerlo por necesidad o para obtener ventaja sobre la competencia, es decir, la tarea a llevar a cabo con los drones debe ser crítica o por lo menos de gran importancia. En un principio, dicha actividad debe suponer cierto riesgo para la empresa, como podría ser el coste de personal necesario para llevarla a cabo o el riesgo que supone para el personal realizarlo. En otras palabras, ¿Haciendo uso de drones conseguimos un proceso más eficiente o evitamos riesgos relacionados con la seguridad de las personas? En caso de respuesta afirmativa, la empresa debería de plantearse el uso de drones, en caso contrario, probablemente no hay necesidad de ello, aunque una investigación más a fondo de la compañía daría más pistas sobre la decisión.

En relación con los gastos secundarios y los puestos de trabajo de IT y relacionados, la empresa debe de tener [3] ciertos responsables a cargo de las diferentes necesidades bien legales y documentales como de mantenimiento e inspección. Si los drones manejan datos personales [4], la empresa debe de tener al menos un responsable del tratamiento de los datos. Esto [5],supone un gasto adicional en plantilla, o la formación del encargado en los certificados necesarios para poder ejercer el cargo. A su vez, el responsable debe de documentar y certificar los intereses en las operaciones de tratamiento de datos, probablemente limitando la capacidad de trabajo en otras áreas que podría repercutir en empresas de tamaño reducido. Por otra parte, los drones necesitan un mantenimiento, bien físico y técnico, hecho que requiere de personal extra o contratación de servicios de manera periódica como un mecánico especializado en drones y un responsable de seguridad informático o de comunicaciones.

Teniendo presupuesto, necesidad del negocio y personal cualificado, (leyes, títulos y regulaciones aparte) hacer uso de los drones para las actividades de la empresa está en manos de los directivos, pero el camino está despejado para unirse a la revolución. Más difícil, pero no imposible, las microempresas tienen un hándicap en cuanto a personal y presupuesto frente a las de mayor tamaño, cosa que no significa que puedan hacer uso de los drones como una oportunidad para crecer.

[1]«¿Quieres emprender con drones? Esto es todo lo que debe ser saber», Entrepreneur, acceso el 27 de noviembre de 2019, https://www.entrepreneur.com/article/327329

[2]«1. Criterios de clasificación de empresas», Econosublime, acceso el 27 de noviembre de 2019,  http://www.econosublime.com/2018/12/criterios-clasificacion-empresas.html

[3]«Rise of the Drones, is your enterprise prepared?» acceso el 29 de noviembre de 2019, http://www.isaca.org/Knowledge-Center/Research/Documents/Rise-of-the-Drones_whp_eng_0217.pdf?regnum=

[4]«La AEPD publica una guía con recomendaciones sobre protección de datos en la utilización de drones», AEPD, acceso el 29 de noviembre de 2019, https://www.aepd.es/prensa/2019-05-30.html

[5]«Guía del Reglamento General de Protección de Datos para responsables de tratamiento»,Guía protección de datos UE , acceso el 29 de noviembre de 2019, https://www.aepd.es/media/guias/guia-rgpd-para-responsables-de-tratamiento.pdf




La motivación como estrategia dentro de la cultura organizacional

motivacion-y-actitud-para-conseguir-las-metas

 

«Antes que nada, la preparación es la clave del éxito.» – Alexander Graham Bell

En este post se va a trabajar la motivación en el entorno empresarial, ya que me parece un aspecto clave que muy pocas veces he visto trabajar en mi corta experiencia profesional. ¿Qué se puede hacer?¿Qué herramientas tenemos a nuestra disposición?¿Qué beneficios tiene? Antes de nada, veamos lo que significa la palabra motivación, como se muestra en la figura 1.

moti-rae

Figura 1: Significado del término motivación, según la RAE.

Entonces, significa motivo, causa; factores que determinan las acciones. Si lo aplicamos en el marco empresarial podría decirse que si incentivamos o motivamos los empleados estos, en consecuencia, podrán tomar mejores decisiones dentro de la organización.

Bajo mi criterio, creo que es clave comentar que todo comienza cuando desde la propia misión, visión y valores se tienen en cuenta estos aspectos para el capital humano interno. Si hay interés en garantizar el cuidado de los trabajadores dentro de la cultura organizacional habrá acciones previamente diseñadas para este fin que nos permitirán medir y controlarlo.

Una empresa que dedique recursos hacia la medición y mejora de motivación entre los empleados es una empresa que, bajo mi punto de vista, se preocupa y quiere a los mismos. Para ello, he realizado una pequeña investigación para poder ofrecer distintas herramientas de motivación a los equipos departamentales.

A continuación, se muestran tres herramientas/conceptos que bajo mi criterio son clave (no por orden de importancia):

  1. Flexibilidad: Dejar que el empleado pueda adaptarse a la organización me parece pilar fundamental en la motivación. Este verano pude trabajar gracias a poder hacerlo por remoto en Ikusi (Parque Tecnológico Donostia/San Sebastián). Acordamos que iría una vez a la semana y la verdad es que fue una experiencia muy satisfactoria. De hecho, gracias a eso pude optar a ese puesto, pues sin esa posibilidad era inviable para mi.
  1. Proponer retos y promociones: De esta manera, desaparece la sensación de “estar todo el rato haciendo lo mismo”. De todas formas, no creo que sea una estrategia en la que todos debieran participar, si así no lo desean. No todo el mundo es igual, creo que debería ser una decisión opcional y respetable.
  1. Formación constante: En un mundo tan cambiante y dinámico en el que vivimos y más aún en el sector tecnológico, la sensación de no evolucionar o desconocer los progresos que se están dando me parece un error garrafal, ya que se pierde la posibilidad de poder detectar oportunidades dentro del contexto de la empresa.

En resumen, bajo mi punto de vista es crucial trabajar el interés y cuidado de las personas de una organización, pero primero hay que sembrar para luego cosechar. De esta manera, hablando desde un punto de vista más técnico, el ROI se verá disparado por no sólo la productividad sino por el buen ambiente y el compañerismo que se respira en la propia cultura organizacional del que, por desgracia, a día de hoy tanto cuesta ver. Por último, estoy convencido de que es un elemento diferenciador al resto de las compañías (al menos, desde la posición de los propios empleados), porque no sólo el dinero importa en este mundo.

 

Referencias




Business Intelligence

Muchas empresas tienen datos, pero carecen de información, y por tanto de conocimiento. Por supuesto que es importante recopilar y almacenar datos de los clientes, empleados, compras, ventas, etc. pero de nada nos servirán si no conseguimos algo útil de esos datos. Necesitamos tratarlos, procesarlos de forma que nos puedan dar esa información que resulta tan importante para la compañía. Y una vez que se hayan tratado esos datos, les daremos valor, ya sea comparándolos con otros, usándolos como predicción de consecuencias, etc. de esta forma, pasaremos de tener información a tener conocimiento. Para todo ese proceso existe el Business Intelligence:

“El BI es aquello que abarca los procesos, las herramientas, y las tecnologías para convertir datos en información, información en conocimiento y planes para conducir de forma eficaz las actividades de los negocios.”  

The Data Warehouse Institute

 

Leyendo por Internet he encontrado algunas tendencias que están teniendo mayor impacto y de las cuales se hablará en 2018. La primera de ellas es cómo el aprendizaje automático mejorará el trabajo del analista. El analista ya no necesitará hacer el trabajo arduo, ya que el asistente lo podrá hacer por él, además aumentará notablemente su eficiencia, y ayudará a este a explorar y mantenerse en el flujo de análisis de datos, porque ya no tendrá que detenerse para hacer cálculos. Debemos tener en cuenta que el aprendizaje automático permite explorar muchas posibilidades cuando uno necesita ayuda para encontrar una respuesta.

Otra de las tendencias es la promesa del procesamiento del lenguaje natural (NPL), del cual hemosResultado de imagen de procesamiento del lenguaje natural hablado en clase. Según Gartner, hacia el año 2020, el 50 % de las consultas analíticas se generará mediante búsquedas, procesamiento del lenguaje natural o voz. El procesamiento del lenguaje natural permitirá a las personas hacer distintos tipos de preguntas sobre los datos y recibir respuestas relevantes. Así obtendrán la información de una forma más rápida, pudiendo convertirla en conocimiento para posteriormente tomar las decisiones que consideren. De todas formas, debemos tener en cuenta que la ambigüedad es un problema grave de esta tendencia, ya que pueden aparecer problemas a la hora de hacer la misma pregunta. A veces solo existe una manera correcta para formular la pregunta y el usuario no quiere pensar cual puede llegar a ser esa manera, el simplemente quiere la respuesta. Por lo tanto, debemos tener en cuenta que el uso tiene que ser natural.

La última tendencia que me ha parecido interesante es la de que la ubicación de las cosas impulsará la innovación en el Internet de las cosas (IoT). Todos los dispositivos tienen capacidad de interacción y recopilan datos que ofrecen una mejor experiencia de conexión. De hecho, Gartner predice que, en el año 2020, el número de dispositivos conectados con la IoT y disponibles para los consumidores será más del doble del actual. Y aunque hay una cosa que preocupa a personas y empresas: la seguridad de los datos, se observa una tendencia positiva que consiste en el uso de los datos de los dispositivos con IoT y los beneficios de ese uso. A esto se le llama la ubicación de las cosas, y permite a los dispositivos con IoT detectar y comunicar su posición geográfica. Gracias a esto, se podrá comprender mejor la situación y predecir lo que sucederá en ese lugar específico. [1]

Bankia ha sido una de las últimas empresas que ha transformado su inteligencia de negocio. El nuevo motor de gestión de acciones comerciales está dando servicio a todos los clientes y a todos los canales de la organización, y gracias a la explotación de la información, ya están constatando los beneficios tangibles. “Queda camino por recorrer, es un proyecto estratégico a largo plazo. El nuevo sistema de Business Intelligence tiene una gran capacidad de evolución y aprendizaje, y a finales de este año ya notaremos de forma muy importante los beneficios reportados a Bankia por su implantación”, prevé Luis Bernardo García, director de actividades comerciales. Además, tienen otras líneas de trabajo como la creación de algoritmos predictivos y el Machine Learning. En definitiva, van a continuar con la transformación del área de BI en Bankia. [2]

Resultado de imagen de bankia

Resultado de imagen de pregunta homer

Lo que está claro es que tanto el BI como el IoT ofrecen un sinfín de posibilidades y capacidades, y es imprescindible para una empresa que busca crecer sostenidamente y destacar por su competitividad. ¿Acaso no queremos todos formar parte de una organización inteligente y de alta rentabilidad?

 


 

Bibliografía

[1] Tableau. <<Las 10 tendencias principales de inteligencia de negocios para 2018.>> Accedido el 1 de enero de 2018. https://www.tableau.com/es-es/reports/business-intelligence-trends#loc-iot

[2]Computing. <<Bankia transforma su inteligencia de negocio>>. Accedido el 1 de enero de 2018. http://www.computing.es/analytics/casos-exito/1102192046201/bankia-transforma-inteligencia-de-negocio.1.html




Similitudes entre equipos de empresa y deportivos

Hola a tod@s!

Habitualmente el deporte es uno  de los «hobbies» favoritos de las personas. Nos gusta practicarlo y verlo en su máximo nivel, en Bizkaia el Athletic es su máximo exponente. ¿Cuántas conversaciones de barras de bar sobre los jugadores y el cuerpo técnico?¿Por qué juega éste y no éste? – Yo esto lo haría así y no como el míster… Son situaciones que vivimos a diario y las planteamos como si fuesen muy lejanos a nosotros y nosotras. Nada más lejos de la realidad, los equipos de los deportes colectivos son muy parecidos a nuestros equipos de empresa y es que de cierta manera también nosotros compartimos vestuario con nuestros y nuestras compañeras de trabajo. He tenido la suerte de disfrutar del fútbol a un nivel relativamente alto y ahora que estoy entrando en el mundo laboral tengo la sensación de estar viviendo un «deja vu». En este pequeño post voy a tratar de compartir mi experiencia y ofrecer mi opinión de como sacarle el máximo partido a los grupos humanos que dirigimos.

Para empezar quiero que nos demos cuenta de lo parecidos que son los organigramas de una empresa y un club (de fútbol en este caso):

 

Resultado de imagen de organigrama equipo de futbolResultado de imagen de organigrama empresa

 

Los parecidos bastante obvios ¿verdad? Incluso en otro tipo de modelos organizativos se pueden encontrar parecidos. Al final una empresa y un club no son más que un grupo de personas que trabajan y colaboran para lograr un objetivo común. Huelga decir que esta comparación toma mucho más sentido para aquellos clubes que tienen jugadores profesionales y semi-profesionales que viven de jugar, hablamos por ejemplo en el caso del fútbol de clubes de 2ºB en adelante.

 

Una vez hemos visto el plano general me gustaría que buceáramos hasta un nivel más bajo, el de los equipos de trabajo. Haciendo la similitud digamos que tu director de proyecto podría ser el entrenador y sus colaboradores más cercanos los demás del cuerpo técnico, tus compañeros y tú sois los jugadores. Vuestro trabajo consiste en realizar el proyecto y acabarlo dentro de los plazos, para ello cada semana trabajáis duro para conseguir avanzar en el proyecto. El objetivo de un equipo es quedar lo más alto posible en la tabla y para ello trabajan toda la semana para poder ganar el fin de semana. La labor de tu director y del míster del equipo es sumamente parecida: tratar de lograr el mejor resultado posible gestionando su equipo de la forma más adecuada.

Me gustaría incidir en esto, al fin al cabo los directores de proyecto y entrenadores no son más que «gestores de personas». Durante mi corta experiencia laboral y experiencia deportiva he podido identificar ciertos aspectos clave a la hora de gestionar grupos humanos:

  • La principal clave del éxito es la cohesión del grupo: es vital que las personas que forman parte de un proyecto se arropen entre sí y remen todos en el mismo sentido. El buen ambiente es un factor clave pero no es estrictamente necesario, lo que no puede suceder es que haya problemas dentro del grupo.
  • Las personas tenemos problemas y nos afectan en nuestras profesiones: todo el mundo tenemos problemas en el día a día y dejarlos fuera del ámbito laboral es imposible. Una de las labores de los gestores de personas es  tratar de identificar y ayudar a superar estos problemas.
  • Todo el mundo es muy bueno haciendo algo: las personas somos diferentes y cada una hacemos algunas cosas mejor y otras peor. Los directores han de ayudar a impulsar las cosas que hacemos bien y paliar las cosas que hacemos mal.
  • No cometer errores es imposible: los errores van a suceder y es muy importante aceptarlos y prepararnos para saber qué hacer cuando sucedan.
  • Hablando nos entendemos: todos tenemos nuestras diferencias y discrepancias, pero hablando se arreglan y se entienden las personas, la comunicación es vital. Nos guste o no es inevitable que haya personas que no se sientan del todo cómodas y estas situaciones hay que gestionarlas.

La gestión humana la hacemos a diario y ni siquiera nos damos cuenta, para ello es muy importante conocer a las personas que nos rodean. La verdad es que los clubes y las empresas son muy parecidos y un equipo de fútbol y tu equipo de empresa os parecéis más de lo crees. ¡Así que la próxima vez piensa en ti mism@ antes de criticar a un jugador o un entrenador! 😛

Resultado de imagen de grito equipo de futbolResultado de imagen de equipo de trabajo

 

¡Espero que os haya gustado!




BYOD: Una tendencia actual… ¡Y con mucho futuro!

Como todo lo que empieza, debe tener un final, en esta ocasión voy a redactar mi último post en referencia a las tendencias BYOD y COPE que he estado tratando durante estos meses. Hemos visto lo que eran, cuál es su estado actual, cuáles son sus riesgos y que controles podemos aplicar a ellos. Entonces, ¿Qué me puede faltar? En esta ocasión, me gustaría despedirme con varios ejemplos de empresas que se han arriesgado a implantar esto y finalizar con algunas pinceladas de lo que más nos debería importar a nosotros, el futuro. Como ya os he comentado en otras ocasiones, estas son políticas que siguen evolucionando y les queda mucha vida por delante, pero al seguir un proceso de crecimiento hay varios aspectos que van cambiando como, por ejemplo, el público al que va dirigido o las políticas que se siguen.

Dicho esto, voy a comenzar describiendo 4 casos de empresas que han implantado el BYOD satisfactoriamente [1]. El primero de los ejemplos es Intel, la gran empresa tecnológica. Esta, ha sido una de las impulsoras de este movimiento y ha mostrado algunas de las mejores prácticas para implementar este tipo de políticas. Hay que tener en cuenta que estamos hablando de una compañía que debe soportar más de 30.000 dispositivos móviles [2], por lo tanto, es una situación complicada sabiendo que uno de los problemas principales del BYOD es la falta de confianza entre empleados y gestores cuando estos últimos tienen acceso a los dispositivos de los primeros. Para solucionar esto, la compañía mantiene comunicaciones con sus empleados para informarles de lo que se puede ver de sus dispositivos, les resuelve cualquier duda que puedan tener y les permite elegir el nivel de acceso a los mismos respecto a varios niveles de seguridad.

Otras dos empresas que me gustaría mostrar son SAP y CISCO. La primera de ellas, como compañía de servicios software ha desarrollado una plataforma móvil [3] que permite a sus empleados mediante diferentes aplicaciones ser productivos en cualquier lugar. Además, dispone de un sistema que es capaz de desactivar un dispositivo remotamente en un solo minuto, lo que permite aumentar su seguridad. La segunda empresa que he nombrado, ha creado la solución Cisco BYOD Smart Solution [4] para ayudar a las empresas a diseñar, mantener y controlar su red BYOD. Además, esta cuenta con el respaldo de ser utilizada en la propia empresa creadora con más de 60.000 dispositivos pertenecientes a los empleados.

Os he mostrado hasta ahora tres empresas tecnológicas que aplican estas técnicas y, casualmente, son las que mejor las aplican. Pero no me voy a limitar solo a estas, el último ejemplo de empresa es Blackstone, que se dedica a la inversión y asesoramiento global. Esta compañía, a diferencia de otras, ha limitado los tipos de dispositivo a utilizar permitiendo solo productos Apple [5]. Esto, aunque pueda estar en contra de lo que es realmente el BYOD, permite que el soporte de los dispositivos sea menor y que requieran menos mantenimiento que otros.

Ya veis que la lista de empresas puede llegar a ser interminable, pero no todo tienen que ser compañías de este tipo, los propios organismos educativos también se están introduciendo en estas tendencias. Me gustaría destacar un ejemplo de Estados Unidos, en el que la escuela Whitman College [6] se planteó introducir este tipo de prácticas, pero sin la necesidad de utilizar controles que invadiesen la privacidad de los alumnos. Además, al no disponer de demasiado dinero, debían buscar una solución “de andar por casa” pero que solucionase los problemas planteados. Fue un proceso de aprendizaje largo en el que utilizaron soluciones como máquinas virtuales o aplicaciones como AppLocker. Finalmente, se decantaron por enseñar algunas buenas prácticas (como lanzar las aplicaciones como usuario, control de privilegios, etc…) y la encriptación de los dispositivos. Puede parecer algo demasiado sencillo, pero esto me hace plantearme que todo el mundo, si se lo plantea, puede implementar una política BYOD.

Y con el aspecto de la educación quiero introducir la parte de este post en la que quiero hablar del futuro. Yo creo que el gran futuro del BYOD pasa por este sector, sin dejar de lado obviamente el empresario. En este último [7], los lugares de trabajo cambiarán poco a poco haciendo que desaparezcan los ordenadores de sobremesa y primen los dispositivos de usuario, habrá que seguir desarrollando políticas para su uso colaborando con los propios usuarios, concienciar a estos de la realidad de estas tendencias y, sobre todo, lo más importante debe ser respetar al empleado y su privacidad [8] consiguiendo un balance entre esta y la seguridad. Pero en el aspecto educativo es donde hay más para desarrollar, ya que se le puede sacar mucho más partido del que se le saca actualmente, teniendo en cuenta que la gran mayoría de alumnos llevan sus propios dispositivos a los centros educativos. Existen proyectos como el “Classroom Learning Partner” [9] desarrollado en el MIT que permite resolver ejercicios durante las clases mediante los dispositivos de los alumnos. Pero como aquí no vamos a ser menos, me vais a permitir un poco de autobombo. En la Universidad de Deusto, se está desarrollando un proyecto denominado “Tichnology” que pretende cambiar la dinámica de las clases haciendo uso de los dispositivos de los que disponen los alumnos (portátiles, móviles, tablets…), permitiéndoles ver las clases en tiempo real e interactuando con el profesor a través de ellos. Esta utilidad ya se está aplicando en una asignatura del Grado en Ingeniería Informática, en una versión inicial, y muy pronto se extenderá incluso a nuestro máster.

Y ha llegado el triste momento de finalizar esta serie de entradas. En este tiempo, he tenido la oportunidad de aprender muchas ideas sobre las tendencias BYOD y COPE que desconocía hasta ahora, buenas y malas, un poco de todo. En mi opinión, son tendencias que pueden llegar a ser muy buenas para nuestro futuro, pero siempre hay que tener en cuenta el lado malo que pueden llegar a tener si nos despreocupamos de ellas. Espero haberos hecho reflexionar, aunque sea un poco sobre ello, y que la próxima vez que acudáis a vuestro lugar de trabajo o utilicéis vuestros dispositivos, os acordéis de que más allá de lo que vosotros veis, seguramente habrá un gran trabajo de algunas personas para que estéis seguros realizando vuestras tareas. Si no lo hay, impulsadlo, tenemos el honor de ser los padres del BYOD, aprovechémoslo.

 

[1] 3 Companies Showing Success With BYOD, Linda Gimmelson, Toolbox, http://it.toolbox.com/blogs/accessible-bi/3-companies-showing-success-with-byod-68204, Visitado el 26 de noviembre de 2016

[2] How to Manage 30,000 Mobile Devices Without Ticking Off Staff: Intel’s BYOD Success Story, Kerry MacLaine, AppealingStudio, http://appealingstudio.com/how-to-manage-30000-mobile-devices-without-ticking-off-staff-intels-byod-success-story/, Visitado el 27 de noviembre de 2016

[3] Case Study BYOD, SAP, http://fm.sap.com/data/UPLOAD/files/Case%20Study%20BYOD.pdf, Visitado el 27 de noviembre de 2016

[4] BYOD Smart Solution, CISCO, http://www.cisco.com/c/dam/en_us/solutions/industries/docs/education/byod_smart_so.pdf, Visitado el 27 de noviembre de 2016

[5] How Blackstone is finding BYOD success with BYOA(pple), Joan Goodchild, Csoonline, http://www.csoonline.com/article/2133068/metrics-budgets/how-blackstone-is-finding-byod-success-with-byoa-pple-.html, Visitado el 26 de noviembre de 2016

[6] Security BYOD: Be Your Own Defense, ACM, http://dl.acm.org/citation.cfm?id=2661176&CFID=698146049&CFTOKEN=88267214, Visitado el 28 de noviembre de 2016

[7] How to prepare for the future of BYOD, Muchael O’Dwyer, The Pulse of IT, http://thepulseofit.com/en-us/article/how-to-prepare-for-the-future-of-byod, Visitado el 27 de noviembre de 2016

[8] BYOD 2.0: Addressing Employee Privacy and Enterprise Security, Lori Syllvia, Wired, https://www.wired.com/insights/2013/04/byod-2-0-addressing-employee-privacy-and-enterprise-security/, Visitado el 27 de noviembre de 2016

[9] Increasing Instructor-Student Classroom Interaction and Student Learning in Large Classes, http://projects.csail.mit.edu/clp/about/, Visitado el 27 de noviembre de 2016

 




¡Post-it amarillo fluorescente! Medios Sociales

El fenómeno de las redes sociales lo tenemos tan bien integrado e interiorizado en nosotros que ya forma parte de nuestro día a día. Aquel chaval joven de Harvard al que le apeteció crear un portal web por puro ocio (como que no quiere la cosa) con una serie de caras de los estudiantes (predominantemente chicas) de dicha universidad, detonó una idea (con la desdicha de los hermanos Narendra y algún que otro detalle importante) que sin lugar a dudas dio sus frutos. Con 1650 millones de usuarios activos por mes, y presente en 140 idiomas distintos, ese “portal web”, es ahora conocido como Facebook, convertido por antonomasia la red social más conocida de la historia. Por supuesto, no todo gira en torno al “libro de caras”, también tenemos Twitter, Instagram, Google+, LinkedIn, MySpace, YouTube, páginas de citas online, enciclopedias online con una comunidad gigante tras ellas, así como los que en su día estuvieron activos también: Tuenti. Dado que no solo estamos hablando de redes sociales al uso, el espectro es tan amplio como uno quiera. Tanto los usuarios como las organizaciones pueden crear su propio contenido (y compartirlo) en cualquier sitio online ya sea para discusiones abiertas, streaming de video, microblogging, publicaciones de eventos, wikis, podcasts, etc.

Hoy más que nunca estamos expuestos a una rutina de red social nunca antes vista, evidentemente. Las empresas, las organizaciones, el pequeño comercio, “todo” el mundo quiere tener un hueco en la inmensidad de las redes sociales. Muchas veces, no por gusto, sino por necesidad. Aquella empresa, comercio o tienda que no contemple las TIC como una pata más de su sustentación, tiende a ser olvidada y perderse las oportunidades que le brinda estar “digitalizado”: una página con todos tus servicios, contactos, un muro que envía notificaciones cada vez que publicas algo, llegar a mucha más gente, potenciar tus fortalezas (mediante imágenes, vídeos, comentarios de otra gente) y un largo etcétera. Accenture, AT&T, CocaCola y Hewlett-Packard son empresas que llevan el social media al pie de la letra y las que lo utilizan con fines de marketing.

Los medios sociales representan un cambio de cómo nos comunicamos, algo en lo que creo afirmativamente (para bien o para mal). Es fácil de usar, no requiere costes, prácticamente todo el contenido es creado por los propios usuarios, te permite subir contenido visual (multimedia) y además el medio social utiliza como herramienta principal la web, algo al alcance de mucha gente en el mundo hoy día.

El escaparate mediático que existe en la nube, como hemos comentado, ofrece ventajas, pero también existen riesgos, inconvenientes, falsas creencias, el famoso postureo, filtraciones, robos de identidad, sabotajes y una lista que continúa y que bien conocen los que se sientan en la sombra del mal.

Conversationprism

Quiero encarar este post de una manera que haga ver al lector que los medios sociales y las redes de contactos desde el punto de vista de la empresa es un capítulo en la vida de las organizaciones especialmente importante y a la que habría que prestar atención un poquito, solo un poquito.

Nunca viene mal un poco de humor, y me gustaría haceros llegar varios casos que podríamos catalogar como “epic fails” (desdichas desafortunadas). Lo introduzco como aperitivo porque en los siguientes artículos ahondaremos más en los riesgos identificados en esta temática, los posibles controles a llevar a cabo, sugerencias, pérdida o exposición de información personal etc. ¡Fotografiar lugares de trabajo donde los empleados pasan su día a día no es trabajo baladí! Si te descuidas tan solo un poquito, puedes pifiarla a lo grande y alzarte en la escala del campeón al mayor descuido. Hacerse con un post-it amarillo fluorescente y tener escrito el usuario y contraseña de la red inalámbrica o de acceso a un determinado sistema no suele ser una práctica muy saludable. ¡Te puedes dar algún que otro susto! ¡Twittear una foto tomada de una oficina con el ID del cliente, usuario y contraseña escritos en una pizarra no te deja exento de algún que otro atragantamiento a la hora de comer! De hecho, la auditoría interna no siempre ha tenido en cuenta los medios sociales dentro de su análisis desde el inicio de los tiempos. Muchas veces, porque se percibió que los medios sociales estaban fuera de las fronteras de la empresa

owen-smith-password

CrmPWAAAHYHD

El concepto de identidad digital también es algo que poco a poco hemos de tener presentes como ciudadanos. Me gustaría estar frente a vosotros los lectores, y hacer una pregunta a mano alzada para ver cuántos de vosotros levantaríais el brazo: ¿cuantas identidades digitales consideras que tienes en Internet? Bueno ha sido corta y ha durado poco la intriga pero muchos os sorprenderías de que el número es alto e incluso en ciertos ejemplos en concreto, no recordaríais que os registrasteis en aquella página web “chunga” que te permitía simplemente poder hacer lo que querías hacer en ese momento y luego olvidaste que te habías hecho un hueco en los “asientos virtuales” de Internet. Desde el prisma de las organizaciones, limitar el acceso de los empleados a la generación de contenido de medios sociales, cortar de raíz el BYOD y/o dedicar un perfil específico como el de Community Manager o Social Media Manager son contramedidas que te evitarían esos sudores fríos y la ola invisible escalando por tu espalda cuando te llaman y te dicen aquello de “Houston, tenemos un problema” o simplemente cuando te das cuenta que acabas de meter tú mismo la “zarpa” en tu blog, facebook, etc.

Concienciar al empleado, aplicar buenas prácticas, reducir el área de exposición de una empresa, identificar brechas…, son los entrantes del menú que vamos a tratar con los medios sociales desde el punto de vista de la empresa en los siguientes artículos. ¡¿Os aventuráis a ver qué encontramos?! 😉

Referencias:

Managing Privacy Risk in a Social Media-Driver Society”, KnowledgeLeader, acceso el 10 de Octubre de 2016, https://www.knowledgeleader.com/KnowledgeLeader/Content.nsf/Web+Content/GUManagingPrivacyRiskinaSocialMediaDrivenSociety!OpenDocument

Social media”, Wikipedia, acceso el 10 de Octubre de 2016, https://en.wikipedia.org/wiki/Social_media

Cómo afrontar el uso de medios sociales en la empresa”, Con Tu Negocio (Movistar), acceso el 10 de Octubre de 2016, http://www.contunegocio.es/redes-sociales/como-afrontar-el-uso-de-medios-sociales-en-la-empresa/

Politicians’ password accidentally tweeted to thousands”, Naked Security, acceso el 3 de Octubre de 2016, https://nakedsecurity.sophos.com/2016/09/08/politicians-password-accidentally-tweeted-to-thousands/




La experiencia del cliente digital

La experiencia del cliente está definida como la calidad de todas las interacciones de un consumidor con: productos, servicios de una empresa y la propia marca. Demostraciones afirman que una experiencia positiva para el cliente se traduce en un aumento en las ventas y en la lealtad del cliente, pero todavía hay muchas empresas que se ocupan de este tema solo, tratando de lograr resultados. Hoy hablo de la experiencia del cliente, independientemente de los
medios digitales que utilice.

Cliente-digital1-300x200La experiencia del cliente digital incluye todas las interacciones entre el consumidor y la empresa a través de medios digitales, tales como un ordenador, un teléfono inteligente o una tablet, desde el estudio del producto hasta que obtenga la atención del cliente.

Los clientes son muy críticos cuando la experiencia es a través de medios digitales y tienden a compartirlo a través de las comunidades online, redes sociales y así sucesivamente. Una mala experiencia dentro y fuera de la red puede hacer que un cliente se vaya y, lo peor, que si se va, se vaya directamente a la competencia. Las empresas ante este panorama deben centrarse necesariamente en los objetivos específicos para planificar una estrategia eficaz capaz de crear una experiencia del cliente digital positiva.

La coherencia y multicanalidad son dos elementos muy importantes en la experiencia del cliente digital. Cuando hablamos de coherencia nos referimos a la creación de un sistema fluido que es capaz de llevar al consumidor a interactuar y hacer un uso óptimo de los servicios de la marca, ya se trate de productos o servicios. Con el fin de poner en práctica este tipo de comunicación entre la empresa y los clientes, esta debe contar con un servicio interno de TI eficiente, a través de un software especial que simplifica y automatiza los procesos y reduce los errores.

Incluso la multicanalidad está relacionada con la industria de TI desde un punto de vista técnico, lo que quiero decir
es que es necesario tener las herramientas de software que sean capaces de responder a los clientes cruzando todos los canales en los que el consumidor puede ponerse en contacto con la empresa, incluidas las redes sociales. crm-580x350Cabe destacar que si una empresa no tiene un sistema de CRM capaz de realizar un seguimiento de todas las interacciones de la experiencia del usuario, toda la información obtenida estará fragmentada y será ineficiente.

Las empresas también deben ser capaces de medir y recopilar datos sobre la experiencia de sus clientes acerca de un producto, un servicio de asistencia post-venta por ejemplo, con el objetivo de poder mejorar el servicio y corregir cualquier error.

La experiencia del usuario digital de hoy en día es sólo una parte de la experiencia del cliente, pero por el momento es la que necesita más atención e inversión, con el fin de hacer que las empresas sean más eficientes y mejorar la percepción de su marca.