La verdad os hará libres

Lecturas: miércoles 1 de abril (5ª semana de Cuaresma)

Hay quien dice que esta pandemia nos ha puesto delante del espejo personal y socialmente. El cristal de ese espejo está lleno de palabras y cifras que nos hablan de la realidad que se vive fuera de nuestras casas, a través de la red y los medios de comunicación. La cuestión, a partir de las lecturas de hoy podría ser preguntarnos si ese espejo nos habla de una verdad que nos pueda hacer libres.

Preguntarnos por la libertad cuando estamos encerrados en casa puede sonar a broma. Pero son tiempos en que vamos descubriendo la cantidad de cosas y actividades que hacíamos y que pudieran parecer superficiales, en relación a lo esencial que tiene nuestra vida. Es probable que encontrarnos con la verdad de nuestra vida es el primer paso para la libertad de la que habla Jesús.

El camino de libertad lo encontramos en la vida y en la palabra de Jesús. Una vida que se entrega, una vida vinculada al Padre y a su Reino que nos habla precisamente de una libertad interior que son profundamente humanas. Igual hoy nos encontramos en la paradoja de que cuanto menos libres somos, es cuando más podemos profundizar en nuestra libertad.

Publicado en Publicaciones del blog | 1 comentario

No me ha dejado solo

Lecturas: martes 31 de marzo (5ª semana de Cuaresma)

Son días en los que la soledad toma un protagonismo distinto. Hoy nos acordamos de las personas que viven solas, especialmente las mayores; nos acordamos de aquellos que pasan largo tiempo en los hospitales sin sus allegados; nos acordamos de las personas de la calle, que siguen ahí y solas. Sospecho que la soledad es uno de los grandes sufrimientos de nuestro tiempo, y que se intensifica aún con más fuerza, en nuestra cultura del descarte, tal y como dice el Papa Francisco.

Hoy las lecturas, en algún modo, nos hablan de las soledades. La soledad que pasó el pueblo de Israel perdido en el desierto, donde se desorienta y en su desorientación sufre. La soledad e incomprensión de Jesús en el evangelio de Juan, soledad que llegará a su expresión máxima en el momento de la cruz.

Pero es el mismo Jesús el que afirma no me ha dejado solo. Y aunque no desaparezcan las soledades, en este tiempo encontramos personas dispuestas a romper ese muro, a acercar distancias, a tender manos a los intocables, a comunicar y expresar que no estamos solos. Cierto realismo nos dirá que hay mucha gente sola, pero por la fe que compartimos y por la solidaridad de mucho hoy podemos seguir diciendo, aunque sea en voz baja, no me ha dejado solo.

Publicado en Publicaciones del blog | 1 comentario

Y aquel día se salvó una vida

Lecturas: lunes 30 de marzo (5ª semana de Cuaresma)

Las doce del mediodía es la hora fijada por el Gobierno para dar los datos de la evolución de los efectos dela pandemia. Nos hemos hecho expertos en mirar la curva de la evolución de casos infectados, dados de alta y personas fallecidas. Son números que representan la vida (o la muerte) de personas concretas y que por la ley de los grandes números las abstraemos de su realidad vital, las dejamos sin contexto en un gran ejercicio matemático.

Hoy las lecturas van de lo contrario, de salvar a dos personas, concretamente a dos mujeres, que siguiendo la tradición de su tiempo hubieran sido ejecutadas por el sistema. En tiempos de urgencia, de necesidad, a veces la razón del sistema parece que nos empuja a dejar de mirar a las personas concretas y hacer que el sistema «funcione» confiando en un bien mayor. Es cuando podemos caer en la tentación de deshumanizar el «sistema» para que este funcione.

Frente al «sistema» por fortuna tenemos personas, personal sanitario, vecinos, ciudadanos que ponen rostro y calor humano en las relaciones. Son aquellos que intentan comunicar esperanza, son los que abrazan y agarran de la mano al que está en el trance hospitalario, son los que animan, son los que con su trabajo cuidan, protegen, sostienen y curan. Todas ellas en algún modo se unen al final del texto de la primera lectura cuando se dice que aquel día se salvó una vida. Muchas gracias a todas estas personas.

Publicado en Publicaciones del blog | 1 comentario

Vivir con Espíritu

Lecturas: domingo 29 de marzo (5ª semana de Cuaresma)

Son muchas las iniciativas que encontramos en las redes sociales para darnos ánimo, videos motivacionales, memes humorísticos, tablas de ejercicios, recetas de cocina, recomendaciones de libros y de series,…etc. En algún modo son propuestas que tratan de elevar el espíritu del encierro que se podría simbolizar en los sepulcros de las lecturas de hoy.

Afrontar las dificultades en la vida requieren de un ánimo y un espíritu dispuesto a ello, y que en algún modo sea capaz de trascender la situación que vivimos. Ezequiel anima a su pueblo que vivía en el destierro, un destierro que marcó la identidad del pueblo de Israel. Pablo en su segunda lectura, nos invita a vivir en el Espíritu. Un Espíritu que nos invita a una vida nueva a partir de una experiencia que nos ha transformado, que en este caso será el de la fe. Una experiencia de fe que también se vivía en un ambiente de franca hostilidad, pero que animados por el Espíritu lo vivieron como una recreación, como algo nuevo que daba vida.

Y por último encontramos el episodio de Lázaro, que tras la enfermedad, muere y con la intervención de Jesús vuelve a la vida. En este punto quisiera destacar el espíritu de la amistad que es el que une a Jesús con los protagonistas del episodio. Una amistad que hace que Jesús vuelva con el llamado de Marta, una amistad por la que Jesús llora por su amigo, una amistad que se convierte en algo nuevo tras la oración de Jesús. Jesús no llama siervos a los discípulos, sino les llama amigos. En la Compañía de Jesús utilizamos un término que es «amigos en el Señor», que pone nombre a este espíritu de amistad. Estos días son días de espíritu y de amistad. Es tiempo para recordar, actualizar y revivir la amistad que nos sostiene, la amistad que es compañera de camino y de trabajo, la amistad cómplice y la amistad gratuita que en algún modo nos habla de la amistad de Dios con la humanidad. Ánimo eta eutsi goiari.

Publicado en Publicaciones del blog | Deja un comentario

Y se volvieron cada uno a su casa

Lecturas: sábado 28 de marzo (4ª semana de Cuaresma)

Todos sabemos que son tiempos difíciles, y especialmente para aquellas personas que son vulnerables a la enfermedad y que por ella mueran. Son tiempos que requieren decisiones y actuaciones que ayuden a paliar y a mejorar la situación concreta de las personas y por tanto son tiempos de liderazgos compartidos y eficaces.

Bendición Urbi et Orbi. Papa: “la oración es nuestra arma ...

Leer el evangelio de hoy nos habla de un grupo de líderes en Jerusalén que son los que maquinan para condenar a muerte a Jesús, y que se confirmará la intención más adelante al decir que es bueno que muera uno en vez de muchos. Me pregunto por los liderazgos de nuestras sociedades que guían las políticas contra la pandemia, que administran recursos ingentes y a la vez escasos, que navegan entre presiones de distinto tipo; y ciertamente se enfrentan a situaciones muy difíciles.

Me gustaría creer que a lo largo del tiempo vamos aprendiendo de la historia. Me gustaría creer que nuestros líderes, después de cada sanedrín, es decir después de cada discusión y deliberación sean capaces de pensar no sólo en Su casa, sino en Nuestra casa. Me gustaría creer que nuestros líderes regresa cada uno a nuestra casa, donde cabemos todos, donde los descartados, los olvidados, los vulnerables, los silenciados ocupan un lugar, sino en el sofá del salón, sí en el corazón, para que no vuelva a ocurrir que se crucifique al Justo.

Publicado en Publicaciones del blog | Deja un comentario

No sabemos de dónde viene

Dicen que de China, pero en realidad no sabemos de dónde nos ha venido. Dicen que alguien se comió un pangolín por allí y ahora hacemos la digestión por todas partes. No sabemos. Si nos fijamos, no sabemos quién nos puede contagiar. Ni siquiera sabemos si ya estamos contagiados, ni desde cuándo, mucho menos por quién. Es una enfermedad ladina. Si aún identificáramos aquél pangolín, todavía nos faltaría descubrir cómo llegó el virus a sus tejidos. .

Lecturas: viernes 27 de marzo (4ª semana de Cuaresma)

Comentario:

Juan el evangelista refiere el anuncio de Jesús incesante. Los discípulos meditamos estas páginas en el tiempo cuando la Cuaresma va bien entrada. Lo vemos hablar del Padre, hacer signos en su nombre, alegrar con vino a los novios, reconciliar a la samaritana con la escucha, devolver la vista y resucitar al amigo. No ha llegado el momento, no es hora aún de que se interrumpa su anuncio.

Faltaba este testimonio espiritual. Jesús ya había dicho “El Espíritu sopla donde quiere…, pero no sabes de dónde viene”; ahora, al apropiarse e identificarse con el Espíritu, concede a los judíos “A mí me conocéis y conocéis de dónde vengo. Sin embargo, no vengo por mi cuenta, sino enviado por Aquel. A Ese vosotros no le conocéis; yo le conozco; El me ha enviado.”

Dicen que de África, pero no sabemos de dónde viene. Dicen que a partir de los primates, mediante una cadena evolutiva, pero en el fondo no sabemos de dónde venimos. No sabemos. Ni siquiera alcanzamos a imaginar quién nos “contagiará” confianza y esperanza, si alguien te transmitirá ese don y dónde o cuándo. No sabemos de dónde nos viene el Espiritu, la Vida. En medio de esta situación que vives, Jesús te recuerda que él si le conoce, porque Vida le ha enviado.

Publicado en Publicaciones del blog | Deja un comentario

Testimonios

Nuestra vida está llena de testimonios. Necesitamos de testigos que nos hablen de la realidad que directamente no vemos, pero que a su vez afecta directamente a nuestra vida y nuestro modo de vivir. Hoy tenemos acceso a múltiples testimonios, de los cuales, demasiados son fake news y hace que nos haga dudar más de la credibilidad de los testigos. Todos necesitamos de testigos que nos ayuden a vivir mejor, a tomar decisiones, a hacernos cargo de la realidad propia y ajena, es decir necesitamos testigos de verdad.

Lecturas: jueves 26 de marzo (4ª semana de Cuaresma)

Con el tiempo en general nos despistamos de nuestros propósitos primeros. Queríamos hacer una cosa y acabamos haciendo otra bien distinta. Un ejemplo claro es el del pueblo de Israel que en el desierto empieza a aforar a otros dioses. A nosotros nos puede pasar con el dejarnos llevar. El no estar atentos, no ser cuidadosos, no hacer memoria, nos pueden despistar de aquello que realmente es fundamento de nuestra vida, y sin querer, un tiempo después, nos vemos alejados de aquello que realmente queríamos.

Los testigos son una ayuda fundamental para nuestra vida. Sus relatos son los que nos sitúan, los que nos aconsejan, los que nos guían en casi todo en la vida. Son los que nos dicen qué y cómo tenemos que hacer para lograr aquella gestión que necesitamos, son los que nos proponen la agenda, son los que fundamentan nuestra vida social. En el Evangelio de hoy Jesús nos lo plantea con total claridad. ¿Nos fiamos de Él para nuestra vida? ¿Le creemos cuando nos habla del Padre? ¿Sirve su testimonio para nuestra vida?

Publicado en Publicaciones del blog | Deja un comentario

Dios con nosotros

Una pregunta que se repite a lo largo de la historia es ¿dónde está tu Dios? Ahora que vivimos más apretadamente, la pregunta sigue vigente y los creyentes, muchas veces con más torpeza que acierto, tratamos de responder a la cuestión. Hoy celebramos la Anunciación, que es el relato cristiano en el que explicamos la Encarnación. Por medio de la Encarnación los cristianos respondemos a esa pregunta de dónde está Dios, y lo hacemos diciendo que Dios está con nosotros. Ahora, por tanto nos queda verificar eso en nuestra vida y descubrir, no dónde, sino cómo está Dios con nosotros.

Lecturas: miércoles 25 de marzo (La Anunciación)

Comentario

La espiritualidad Ignaciana nos da herramientas para discernir la presencia de Dios con nosotros:

  • Mirar y amar la humanidad entera en relación con la creación, tal y como lo hace Dios.
  • Acompañar la historia del crucificado con los crucificados del mundo.
  • Buscar y hallar la voluntad de Dios en esta historia compartida.

Las lecturas de hoy nos hablan de eso, de un Dios que se hace uno con nosotros, especialmente con los más vulnerables y necesitados. Nos hablan de que ese movimiento de Dios necesita de la colaboración nuestra, como es el caso de María. Nos hablan de estar atentos a descubrir ese amor de Dios, no solo en signos convencionales, sino en las encrucijadas de la historia.

Estos tiempos son tiempos de solidaridad, de estar unos con otros ya sea real o virtualmente. Son tiempos en que nos tenemos que acercar como gran familia humana, y haciendo eso, probablemente estaremos viviendo este misterio de la encarnación, que no es otro que el de la solidaridad de Dios con nosotros.

Publicado en Publicaciones del blog | Deja un comentario

¿Quieres quedar sano?

Pandemia, enfermedad, virus, contagiados,.. son palabras que aluden sin duda a una situación de salud. Hoy parece que toda la vida la ocupa el famoso coronavirus COVID19. Pero no toda la vida es la enfermedad a pesar de que la limite y la condicione mucho. El ser humano es capaz de mirar más allá, es capaz de ser creativo, somos capaces de ser mucho más comunitarios cuando más individualizdos estamos, somos capaces de cantar, de bailar, de hacer deporte, de encontrar paciencia donde no la había. Y ahí vemos que la vida va mucho más allá que la enfermedad.

Lecturas: martes 24 de marzo (4ª semana de Cuaresma)

Jesús se encuentra con un enfermo en la piscina de Betesda, que era un lugar donde los fieles esperaban milagros como lo esperan algunos en Lourdes. Para curarse tenían que esperar a que se removiesen las aguas y entonces meterse en la piscina. Y en ese contexto el enfermo del Evangelio nos muestra una situación absurda, porque durante años esperaba el milagro, pero cuando se diera él no iba poder alcanzar la piscina. Era como si uno esperara que le toque la lotería sin comprar el boleto. Es Jesús quien le saca de esa situación absurda, por una parte con el signo de la curación, pero por otra le pone de nuevo en camino (echa a andar).

A veces pienso que hay situaciones personales y sociales que se representan en la absurda situación de este enfermo. Nos bloqueamos en la vida y la cosa no va ni adelante ni atrás, y seguimos esperando algo de algo que no podrá ser. La fe en Jesús es una fe que moviliza, justo todo lo contrario al quedarse parado y atascado. Ojalá este tiempo de confinamiento sea una ocasión de encontrarnos con ese Jesús que nos moviliza, primero por dentro para que después nos mueva por la vida.

Publicado en Publicaciones del blog | Deja un comentario

Anda, tu hijo está curado

En tiempos de enfermedad el horizonte es la curación. Entre tantos datos que se nos dan, hay uno que a veces pasa desapercibido, pero es el del número de personas curadas. Padecer la enfermedad, en general, es un tránsito, un camino, un desierto, del cual en muchos casos se sale.

Lecturas: lunes 23 de marzo (4ª semana de Cuaresma)

Comentario

Isaías se nos presenta como un profeta de la esperanza. Nos hace mirar más lejos de las situaciones oscuras y nos habla de gozo, de alegría y de vida. Ayer mismo, en una conversación a distancia, me preguntaban¿ qué es lo que harás cuando termine esto? Porque «esto» terminará y tendremos que retomar una vida nueva donde igual podamos soñar con el cielo nuevo y la tierra nueva de los que habla el profeta.

Para ese camino Jesús es la referencia. Él evangelista nos pone otro de los signos de curación de Jesús, donde él va a ser fuente de vida y de esperanza cuando estas escasean. Hoy podemos tomarlo como una invitación a acercarnos más a Jesús, por los distintos caminos de la espiritualidad, y con él ver y vivir la vida con otro aire, con un aire más lleno de Espíritu, de esperanza, de amor.

Publicado en Publicaciones del blog | Deja un comentario