El empleo y Big Data: oportunidades de futuro

Este pasado viernes 29 de Enero arrancamos la segunda edición de nuestro Programa en Big Data y Business Intelligence.  El grupo lleno (27 plazas), y con varias personas en lista de espera que no hemos podido incluir en el grupo final. Ya estamos trabajando en la apertura de un segundo grupo, ante el número de peticiones que siguen llegándonos.

Estamos realmente contentos por muchos motivos. Pero quizás, el que más nos satisface, es poder seguir formando personas en un área que cada vez es más objetivo decir está trayendo un empleo de calidad y futuro. Revisemos cifras e informes para avalar esta afirmación. Una simple búsqueda en uno de los portales de referencia ya arroja bastante luz alrededor de todo ello:

Búsqueda rápida en Infojobs por puestos de trabajo en Big Data
Búsqueda rápida en Infojobs por puestos de trabajo en Big Data

¿Por qué las empresas empiezan a demandar con fuerza el Big Data? Pues básicamente por lo que aportan al día a día de una compañía. Dado que ayuda a tomar decisiones de negocio directamente relacionadas con el resultado económico, las empresas rápidamente reaccionan. Básicamente, en las tres principales utilidades que ofrece el Big Data: Ganar más dinero, Ahorrar costes, Evitar fraude y fuga de clientes. Todas, explotaciones relacionadas con el resultado económico de una empresa, como decía.

Las capacidades analíticas, que son precisamente las habilidades que trabajamos en nuestro Programa, ayudan mucho al profesional Big Data a aportar valor allí donde se desempeñe profesionalmente. Como dice la siguiente noticia: “Las empresas se rifan (literalmente) a los profesionales del Big Data“.

Las empresas se rifan (literalmente) a los profesionales del Big Data (Fuente: http://www.marketingdirecto.com/actualidad/marketing/las-empresas-se-rifan-literalmente-a-los-profesionales-del-big-data/)
Las empresas se rifan (literalmente) a los profesionales del Big Data (Fuente: http://www.marketingdirecto.com/actualidad/marketing/las-empresas-se-rifan-literalmente-a-los-profesionales-del-big-data/)

Mucho ha llovido desde que en 2012 la revista Harvard Business Review calificó como “la profesión más sexy del siglo XXI”. Cuando creamos el programa hace año y medio, pusimos esto:

Según Gartner, en 2015 van a ser necesarios 4,4 millones de personas formadas en el campo del análisis de datos y su explotación. En este sentido, McKinsey sitúan en torno al 50% la brecha entre la demanda y la oferta de puestos de trabajo relacionados con el análisis de datos en 2018.

1,2 millones de puestos de trabajo serían para Europa Occidental. Pero creo que estamos ya a unas alturas que datos más concretos y actuales pueden ser expuestos. El Bureau of Labor Statistics (BLS) de Estados Unidos prevé que entre 2010 y 2020 los empleos relacionados con la tecnología crezcan un 22%. Dado que en el sector de la tecnología, uno de los paradigmas reinantes, es el del Big Data, no creo que esté equivocado al afirmar que muchos de esos puestos de trabajo irán a parar a “perfiles de datos“. La sensorización del mundo, la introducción de tecnologías avanzadas en la industria, está haciendo que cada vez existan más datos, y por lo tanto, más demanda para poner ese dato en valor. Ahí es donde necesitamos esos perfiles.

El recorrido es aún amplio porque en España, solo un 4,8% de las empresas ha integrado la tecnología de Big Data en sus estrategias de negocio. Aunque seguramente esta cifra sea mayor hoy en día, la idea sigue vigente: cada vez más empresas se preguntan por la utilidad que pudiera tener el Big Data en su día a día. Hace cosa de un mes, Expansión me entrevistó precisamente hablando de todo esto, cómo el Big Data iba a cambiar nuestra forma de trabajar.

Más allá de las cifras en términos absolutos, es bueno ver la tendencia relativa. Quizás las cifras más claras las ofrece el “Observatorio del Empleo en perfiles Big data“.  Las ofertas de empleo en España para el sector Big Data, según el portal ticjob.es (portal de empleo especializado en el ámbito TIC) se han triplicado en los últimos 12 meses pasando de 646 a 1.797 trabajos ofertados. Pero es que además, el número de candidatos por vacantes ha descendido de 9 a 5. Es decir, crece la demanda, pero baja la oferta.

Fuente: ticjob.es
Fuente: ticjob.es
Fuente: ticjob.es
Fuente: ticjob.es

Como veis, la demanda por perfiles Big Data tiene un crecimiento importante. Pero, también los salarios, como se puede apreciar en la siguiente gráfica:

Fuente: ticjob.es
Fuente: ticjob.es

Los puestos de trabajo Big Data tuvieron un salario promedio en 2014 de 37.705 euros. Solo el perfil de arquitecto de información (que en cierto modo también guarda relación con el área de Big Data), tenía un salario más alto. Y eso que, según el mismo informe, el descenso del salario se debe básicamente a la amplia incorporación de perfiles que tienen menos de 3 años de experiencia, y que por lo tanto, hacen bajar la media. Pero, aún así, un salto cualitativo importante en términos de calidad del trabajo, independientemente de la edad del candidato.

Por lo tanto, como decíamos al comienzo, parece que el Big Data nos va a dar trabajo durante un tiempo determinado. El empleo y Big Data gozan de buena salud, y así lo trabajaremos con la formación de calidad que daremos a nuestros participantes de esta segunda edición del Programa. Bienvenidos a todos y todas :-)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *